Una de los secretos del compost es la ventilación. Una buena manera de airear tu composta es usar una compostadora giratoria, todo lo que tienes que hacer es girar el contenedor.

La mayoría de este tipo de compostadores pueden ser caros, así que seguro que te interesa aprender a construir tu mismo el tuyo, por menos dinero y en una hora de trabajo.

Los materiales mínimos necesarios, aunque todo depende del proyecto en concreto que quieras llevar a cabo, son:

  • Tambor de plástico, de entre 75-200 litros.
  • Tubo de PVC Schedule 80 de 48 pulgadas (1,25 metros) de largo por 2 pulgadas (5cm), o un largo de 1 ½ a 2 pulgadas (3.8-5 cm) de tubo de acero galvanizado.
  • Taladro.
  • Largueros de madera para construir un caballete para sostener el barril de composta.
  • Bisagras.
  • Pieza de metal galvanizado para construir una paleta que ayude a mover el compost dentro del barril.

Hay muchos proyectos para hacer compostadoras de este tipo, os compartimos varios tutoriales que nos han parecido muy interesantes:

 

ECOnsumo.es

Fuente